Celis, el Interino “Abusivo” de la Escuela Náutica, “Títere” de Casarrubias, titular de FIDENA

TUNTEDECLAS.- Luego de que Personal, docencia y alumnado de la Escuela Náutica “Fernando Siliceo”, acusaron al Director interino de la escuela Gustavo Celis Olvera de prepotente y autoritario, las reacciones no se hicieron esperar.

A Tundeteclas llegaron reacciones de todo tipo, entre ellas, los enterados destacan que  no es la única anomalía que se registra en la Náutica y además, el implicado director, Celis, es “un títere” del director de Fidena, Enrrique Casarrubias.

A la letra,  “De todos es bien sabido que la corrupción comienza con el director de FIDENA, el Cap Casarrubias, quien pone títeres como directores para manejarlos a su antojo y que utilizan la técnica del miedo. Considero que deberían hacer una investigación exhaustiva y remover a las personas que indignamente representan cargos tan importantes”, señaló un lector.

Es decir, piden una investigación real sobre lo que ocurre, claro desde luego, tal investigación debiera hacerse con el funcionario de la escuela fuera del cargo, de otra forma carecería de veracidad y además, pondría en jaque al mismo estudiantado  y personal, quienes de hecho, los primeros, pagan una cuota mensual por recibir una educación adecuada.

La denuncia completa de los quejosos que incluye 7 temas distintos de violaciones a la ley en la Náutica pueden encontrarse en el siguiente link: https://bit.ly/2nI3Ujh o bien en este mismo portal.

Se hace referencia a “actos de corrupción” porque una de las acusaciones dice que ante la ausencia de climas en los camarotes se habrían perdido 200 equipos, o sea 200 aparatos de aire acondicionado.

Las autoridades de esta loable institución que nada tiene la culpa de los humanos que la dirigen, repelen la queja argumentando que “se trata de disciplina”, que en los viejos tiempos no había clima y nadie se murió por ello.

Sin embargo esa bien podría ser una muy adecuada excusa para desviar fondos destinados a la compra de equipos y mejora de instalaciones, y como se especifica en la misma denuncia, se pagan 6 mil pesos mensuales de cuota por cada estudiante, eso dice la misiva, para que los tengan en un cuchitril.

Incluso el programa de estudios que incluya una formación disciplinaria tipo militar quedaría fuera de lugar ya que como se sabe, la Marina Mercante se separa cada vez más de la Secretaría de Marina, como ocurrió recientemente cuando se militarizaron las capitanías.

Otra cuestión que se hizo notar, aduce, “Y por qué los webones alumnos que estudian ingeniería no reparan los climas”.

Esto se cuestiona, porque se acusa someten a los estudiantes a trabajos forzados a pleno sol, sin descansar bien en sus dormitorios y en horario de clases, los ponen a trabajar como albañiles o afanadores, se acusa, “para que los directivos queden bien con funcionarios de la secretaría”.

Lo anterior, de igual manera, quedaría en tela de juicio porque sería otro pretexto para no contratar personal externo que haga los trabajos y usar el dinero destinado a otra cosa, se antoja como cuando el director de una cárcel usa a los reos como mano de obra barata y la comercializa.

Al tiempos las autoridades dicen que se trata de “amor al alma matter”, otra forma de verlo como en todo, depende del cristal con que se mira.

Y en un tercer comentario Martha Álvarez dice:

“17 agosto, 2018 a las 8:23 am Y más malos manejos que se dan yo trabajé ahí los últimos 7 años en el área administrativa y me liquidaron en mayo de este año…”

O sea, se deja entrever que no es un hecho aislado, hay más.

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.